calza-a-tus-hijos-segun-sus-capacidades-motrices

Calza a tus hijos según sus necesidades motrices

Según estudios realizado por podólogos la recomendación es clara, y es que los niños deben llevar unos zapatos para niños que se adecuen a sus necesidades motrices, para que de esta forma ayude a óptimo desarrollo y crecimiento tanto del pie como del aparato locomotor, además de favorecer unos movimientos más naturales del pie al caminar que respete su fisiología y biomecánica.

De la misma forma los podólogos recomiendan que los zapatos para niños sean exactamente la talla que usan, así que nos podemos ir olvidando del comprar zapatos para niños una talla más grande para que les pueda valer durante más tiempo. Y es que según los estudios realizados se recomienda que  los zapatos para niños se ajusten al tamaño real del pie, ya que si el número no fuese el suyo puede provocar a los niños inestabilidad al caminar o  incluso ampollas.

Del mismo modo según un estudio realizado por el profesor Roberto Pascual de la Universidad Miguel Hernández, el cual se realizó entre más de 600 escolares, se consiguió remitir a más de un 40% la posibilidad de tener el pie plano.

Del mismo modo el estudio resaltó que aunque el 83% de los niños utilizaba unos zapatos para niños de su talla, un 62% iba al colegio con unos zapatos para niños específicos para jugar a fútbol, los cuales no son los más recomendables para llevarlos todo el día.

En el estudio los podólogos afirman que los pies de los más pequeños de la casa crecen una media de 8 mm por trimestre, y este crecimiento se acentúa cuando los niños son más pequeños . Y es que al año y medio de vida el pie ya mide aproximadamente la mitad de lo que este llegará a medir al final de su crecimiento, y a los 10 años el 80%.

Por otra parte los podólogos señalan el comienzo del curso escolar como el mejor momento para comprar zapatos para niños y es que el calzado colegial es el más importante al ser el que más tiempo llevan de media, entre 9 y 12 horas cada día, ya que normalmente los siguen llevando después de la escuela.

Por todo esto el Consejo General de Colegios Oficiales de Podólogos ha señalado que elegir de forma correcta los zapatos para niños es algo fundamental para su correcto desarrollo, y todavía más si los niños tienen entre 1 y 8 años. Y es que señalan que el calzado es una invención de los seres humanos, y este no debe alterar la correcta evolución fisiológica del pie, ni tampoco suplir elementos naturales del pie como la flexibilidad, la amortiguación o la movilidad.

 

Problemas al no usar unos zapatos para niños correctos:

De esta forma las consecuencias de no utilizar unos zapatos para niños adecuados ven desde deformaciones en los dedos y las unas, hasta sobrecargas musculares, tendinitis, dolores plantares y eccemas provocados por los materiales sintéticos de los zapatos para niños.

Además los podólogos indican que durante el crecimiento de los niños es muy importante hacerles revisiones periódicas que indique si hay algún tipo de alteración, la edad recomendable para ir por primera vez al podólogo es a los tres años cuando ya se puede ver si hay algún problema en el crecimiento del pie.

 

Errores al elegir los zapatos para niños:

Los podólogos señalan que el error más común en los zapatos para niños es el heredar zapatos, ya que cada persona tiene un forma del pie diferente y al heredar calzado podemos hacer que esta se deforme. También es recomendable no reutilizar los zapatos para niños de la temporada pasada si este se ha quedado muy desgastado o la talla nos queda justa.

Los zapatos para niños deben ser de la talla justa y para ello lo más recomendable es medir el pie y el interior de los zapatos para niños, además de señalar que la parte lateral debe ser lo suficientemente flexible para permitir un movimiento completo de la articulación. Del mismo modo los zapatos para niños deben proteger al pie pero no comprimirlo, de forma que sean bastante anchos para permitir que los dedos puedan abrirse y tener una ligera libertad.

Además de la forma también hay que darle su importancia a los materiales y es que se recomienda que los zapatos para niños sean de piel natural, ya que esta favorece la transpiración, además de que la suela no sea demasiado fina, sea antideslizante y no tenga tacón. Además los zapatos para niños deben contar con cordones o velcro para conseguir una buena sujeción del pie.

Del mismo modo señalan que no nos dejemos llevar por las modas y demos prioridad a la estética de los zapatos para niños frente a la calidad de construcción y de los materiales.